REINO Y VISIÓN
Vol. 4 Nº 2
Febrero del 2,001

ISRAEL: EL HIJO PRIMOGÉNITO
(Segunda Parte)

Más Cosmovisión Egipcia: El Ma'at

"Los Egipcios tenían una palabra para describir el concepto cósmico de orden que ellos pensaban que existía y el cual—creían ellos—debía ser sostenido por su rey. Lo llamaban Ma'at. A menudo la palabra ha sido traducida como "verdad" o "justicia", pero su significado correcto es más que "orden correcto". Vivir en concordancia con el Ma'at—el orden correcto—significaba, para todos los Egipcios, vivir la mejor vida posible. Por lo tanto, aquel hombre que viva a tono con el Ma'at es un hombre sabio." [Michael Kelley, The Burden of God, p. 35].

De manera que lo que está sucediendo en el Éxodo es que el Padre Verdadero está desafiando el Ma'at (orden) del padre falso. Se supone que el padre falso, por destino y por diseño, está llamado a sustentar este orden. Es su vocación como rey de Egipto. Él es el guardián y sustentador de este orden justo, donde la realidad histórica se ha de corresponder con la realidad cósmica extra-terrena según la mitología Egipcia. No debemos pensar que la orden de Jehová, "Deja ir a mi pueblo" (Éxo 5:1) es tomada solamente en sentido personal, individual, por parte de Faraón. ¡Todo el sistema de orden Egipcio está siendo desafiado por esta Deidad Hebrea!

Michael Kelley sigue diciendo: "El Egipcio temía profundamente el posible retorno del caos y el desorden, el completo derrocamiento de toda normalidad y regularidad. Él esperaba que el establecimiento del orden fuera una especie de rompeolas que le defendiera de esta ocurrencia. Si sucediera cualquier cambio en la naturaleza él podía estar seguro que el caos era el responsable y que este estaba determinado a retomar su dominio previo. El orden verdadero debía no solamente ser permanente sino estático e inmutable. La noción de la historia o el progreso era extraño a su pensamiento. En realidad, creer que el hombre y la sociedad podrían experimentar desarrollo y crecimiento era la herejía más profunda. No es extraño entonces que su concepción de Ma'at (el orden correcto) fuese entendida más en términos de lo que no es, de lo que es; que él estuviese más preocupado con lo que amenazaba destruirlo que con lo que justifica su naturaleza y existencia. El Ma'at ha sido establecido. Eso es axiomático. El hombre sabio vivirá como para no agitar la norma del orden correcto. Se arrodillará en sumisión humilde frente al Ma'at. Se someterá sin reservas a su dios-rey." [Michael Kelley, The Burden of God, p. 35-36].

Este dios-rey falso tendrá que probar su dignidad demostrando que es capaz de sustentar el orden (Ma'at) de manera que la cosmovisión Egipcia resulte legitimada en todo el proceso de enfrentamiento con Moisés.

Características del Falso Padre

1) Faraón ha adquirido estos derechos sobre las mentes de los habitantes de Egipto de manera ilegítima: En base a una mentira acerca de la realidad. Es un juego de ruleta, un círculo vicioso; el gobernante también ha creído la mentira, sus súbditos han creído la misma mentira; Faraón continúa alimentando la misma mentira. El sistema educativo Egipcio también está comprometido a sustentar la Ma'at.

2) El Falso Padre enseña una forma falsa de pensar. No está comprometido con la verdad. "Vosotros sois de vuestro padre el diablo, y los deseos de vuestro padre queréis hacer. El ha sido homicida desde el principio, y no ha permanecido en la verdad, porque no hay verdad en él. Cuando habla mentira, de suyo habla; porque es mentiroso, y padre de mentira" (Juan 8:44).

3) Enseña una religión falsa. Los valores últimos de la vida no son verdaderos.

4) Enseña una falsa ley. Existía una legislación que promovía la Ma'at (véase Reino y Visión Nº 20, Junio del 2,000, T.P.C.). Las normas pueden ser cambiantes siempre y cuando se sustente el falso orden.

5) Se cree dueño del hijo, en este caso, de los habitantes de Egipto. Faraón está actuando como dueño de los Israelitas. Después de todo—piensa él, están viviendo en mis dominios.

6) Es cruel.

7) Adjudica un falso sentido de seguridad. Los Israelitas también se "sentían" seguros en Egipto (Números 11:5). Este falso sentido de seguridad emanaba del "cuidado protector" del dios-rey falso, Faraón.

8) Adjudica un falso sentido del valor. La grandeza de los habitantes de Egipto—y junto con ellos también los Israelitas—era el culto a lo estático, lo incambiable, lo inmutable. El valor estaba en guardar el Ma'at. No hay progreso. No hay sentido de la historia. Sólo constante repetición. Es el entendimiento cíclico de la historia.

9) Adjudica un falso sentido de destino. En realidad no están avanzando. Sólo están girando en círculos. Después de este Faraón vendrá otro que seguirá el mismo juego, con las mismas reglas y las mismas mentiras.

10) Enseña un falso propósito para vivir. La religión de Egipto estaba fascinada con la muerte. Las recompensas están en el más allá, porque ese más allá es totalmente incambiable. Allá no se tendrá que luchar contra el caos y el desorden. El dios-rey Egipcio, después de su muerte, pasará a formar parte de la cohorte de divinidades Egipcias. Sus funerales son pomposos, su cuerpo es cuidadosamente embalsamado para preservarse en el "mundo de los muertos".

11) Enseña una visión falsa de la realidad. Todas las áreas de la vida son afectadas por esta perspectiva falsa de la realidad. Escuchemos hablar a los ancianos de Israel: "Mire Jehová sobre vosotros, y juzgue; pues nos habéis hecho abominables delante de Faraón y de sus siervos, poniéndoles la espada en la mano para que nos maten" (Exo 5:21). Todo queda sujeto a esta interpretación: la educación de los hijos, el uso de los bienes, el uso del tiempo, el concepto de familia, la formación de sociedades e instituciones, etc.

12) Hereda según su carácter. Lo que Faraón y Egipto tienen para ofrecer es una Cultura de la Muerte.

Características del Padre Verdadero

Dios ama a su Hijo Primogénito (Israel). Por amor es que viene a la propia casa del secuestrador Faraón para liberar a Israel. Israel no entiende la forma de actuar del Padre. Para los Israelitas lo que Moisés y Aarón están haciendo es provocando a ira al falso padre. Ya leímos anteriormente Exodo 5:1. Ellos están diciendo: "¡Uds. les pusieron la espada en la mano!". Han sido tan bien educados en la visión Egipcia que no se habían dado cuenta que los Egipcios ya tenían la espada en la mano antes de que llegaran Moisés y Aarón.

He aquí las características del Padre Verdadero:

1) Sus derechos son legítimos. Él es el Creador.

2) Enseña la forma correcta de pensar—la Verdad.

3) Enseña la religión verdadera.

4) Enseña una sola Ley, un solo estándar.

5) Es el dueño absoluto del hijo.

6) Es bondadoso.

7) Adjudica un auténtico sentido de seguridad (Juan 14:27; 16:33)

8) Adjudica un auténtico sentido del valor (Mateo 6:33)

9) Adjudica un auténtico sentido de destino.

10) Enseña un verdadero propósito para vivir.

11) Enseña la REALIDAD, tal y como es.

12) Hereda según su carácter.

CONCLUSIÓN

Faraón cree que todo el orden natural colabora con él para mantener cautivo al Hijo primogénito. En su último arrebato de locura dice: "Encerrados están en la tierra, el desierto los ha encerrado" (Exodo 14:3). (NOTA: Lea en Reino y Visión de Marzo porqué él pensaba así). Los Israelitas también creían que esto era así (Exodo 14:10-12).

Al final la gran liberación ocurre. Israel es llevado al pie del Monte Sinaí. Dios sabe que no es suficiente ser un participante en una gran liberación. Es necesario el PACTO, la ceremonia legal que sellará la entrega mutua: Dios se entregará a los Israelitas, y los Israelitas, el Hijo Primogénito, ha de entregarse voluntariamente al Padre. A partir de allí Padre e Hijo iniciarán la conquista de la Tierra Prometida. El Hijo irá adquiriendo más madurez, más responsabilidad y, por ende, más autoridad.

Dios ha sido bueno. Ha mostrado Su carácter, Sus Palabras y su brazo extendido. Israel, el Hijo Primogénito, puede decir con certeza: "Sé quién y cómo es mi Padre".

Aunque sigue siendo un Hijo Primogénito joven ahora es libre. ¿Qué uso hará de su libertad? ¿Se rendirá a los propósitos, los planes y las metas del Padre? ¿Será posible que llegue a abusar de su propia libertad dándole la espalda a Dios, su Padre? ¿Será posible que llegue a pensar que el falso padre Faraón era mejor padre?

¿Qué lecciones tenemos que aprender, como jóvenes, del comportamiento de Israel, el Hijo Primogénito? ¿Acaso ha cambiado Dios sus propósitos para con la generación presente de jóvenes Cristianos?

Este mensaje fue compartido en la ciudad de Diriamba, Nicaragua, durante el Encuentro de la Juventud celebrado en esa ciudad los días 5 y 6 de Enero del 2,001. Rogamos sus oraciones por el próximo II Congreso Liberando la Nación los días 19 y 20 de Julio de este año, lo mismo que el próximo II Congreso Juvenil que se celebrará en el mes de Septiembre.